No soy fiel ni a mis boxers.

Recurriendo a la wiki pedía, el concepto teórico de fidelidad es: noción que en su nivel más abstracto implica una conexión verdadera con una fuente o fuentes. Y el concepto: La fidelidad es la virtud para dar cumplimiento a una promesa.
Hoy en día las marcas invierten grandes cantidades de capital humano y monetario en lograr establecer un vinculo con las “personas” (dejemos de hablar en lenguaje mercadológico). Algunas con grandes resultados, otras simplemente siguen intentado.
Un hombre que piensa demasiado, avanza de tal manera que, poco a poco, deja de expresar lo que siente. No prestándole atención al sentir, empieza a alejarse de él. Hay millones de personas en este estado sin saber qué significa el corazón, personas prácticas, lógicas, estructuradas, llenas de conceptos. Frío en extremo, rigidez y cuadratura, ahí no hay vida. Este tipo de personas creen que el corazón es sólo un mecanismo, creen que amar es una necesidad, desean y viven añorando o extrañando. Eso no es amor. Se concentran exclusivamente en la mente y se protegen con su estructura cuadrada. ¡Cuidado! la mente es un extremo, es necesaria, es un buen instrumento, pero debe usarse como un esclavo. No debe ser el amo. Una vez que la mente se convierta en el amo y dejes en segundo término al corazón, vivirás, morirás, pero no sabrás qué es Dios, porque no sabrás en verdad lo qué es el amor.
¿Alguna marca cumple con enamorarnos?
Y la vida sigue aun que no tenga el celular de moda, o haya visto la película de moda.
Así es la mercadotecnia, como la tecnología, un día te duermes creyendo en una cosa y al otro estos años luz de alcance 
La mercadotecnia es crear experiencias. De las cuales podamos guardar un buen recuerdo.
De las cuales nos podamos enamorar, y hablemos de ellas con las personas que nos importan.
Ese sería un gran impacto.
Wait while more posts are being loaded