HISTORIA  DE UNA EXPERIENCIA.
Con mucha tristeza he observado durante años, que el agricultor de la sierra peruana, generalmente cultiva plantas que casi siempre no le son rentables, por eso es que muchos continúan abandonando sus tierras y llegan a la capital buscando un destino mejor.
El campesino que siembra poco utilizando como capital sólo sus manos y la de sus hijos, sobrevive pero estará condenado a la pobreza. El vende el fruto de sus cosechas al intermediario quien paga su flete, multiplica por 3 o 4 veces el valor de su compra y lo vende al mayorista, este finalmente los entrega a los super mercados o al minorista. 
Si el campesino consigue un préstamo ya sea del millonario o de un banco es poco probable que pague la deuda, entonces pierde lo poco que tiene.
Muchas veces el estado ha intentado orientar al campesino mediante ingenieros a través de oficinas en los pueblos pero el campesino sigue siendo pobre porque el cultiva sólo la planta que históricamente ha conocido ejemplo la papa y el maíz.
¿Que es lo correcto entonces?
Cultivar los productos que sean rentables, cuyo promedio de rendimiento sea atractivo incluso cuando los precios estén bajos. El campesino debe saber cuanto producirá en el peor de los casos y por cuanto vendará en esas circunstancias; si bajo ese análisis se demostrara que le es rentable, entonces debe ser orientado a sembrar y si no lo se le debe ayudar a buscar un cultivo alternativo, resuelto esta interrogante creo que contribuiremos que el campesino salga de la pobreza y al estar consiguiendo ganancias de sus siembras, no tendrá necesidad de emigrar ni abandonar sus tierras.
Recientemente brindé una mentoría para una empresa que asocia, capacita y comercializa productos generados por la agricultura, cambiando sembríos tradicionales por cultivos alternativos.
Inicialmente afirmaban que normalmente un producto "X" lo compraba el intermediario en la chacra a 1.50 soles el Kg pero éste lo vendía en Lima por  7 soles / Kg.
La referida empresa había decidió pagar a 2 soles el Kg para que los hombres y mujeres de campo puedan generar mayores ingresos de la agricultura y que ello impacte en una mejor calidad de vida "Brillante idea y digno de felicitaciones".
Mi trabajo consisitió en desarrollar un modelo financiero del cultivo del producto indicado "X" y encontré que el costo de producción es de 2.23 soles el Kg incluso pagando sólo 15 soles / día al campesino.
Como podrán notar, es necesario pues desarrollar previamente un modelo financiero que sustente, pagar la inversión, cubrir los costos operativos, buscar cierta ganancia y luego calcular el precio mínimo de venta.
En tal sentido, si se simula pagar al campesino el verdadero sueldo mínimo vital 25 soles el día (750 soles el mes), el costo de producción sería 2.92 soles el Kg que es la cantidad mínima que debe esperar el campesino a que se le pague, entonces el podrá sobrevivir, generar cierta ganancia y nunca abandonar sus tierras.
La elaboración de un flujo de caja para 6 periodos de siembra que se inicia  con 1 hectárea por periodo y va subiendo cada año hasta llegar a 2.25 hectáreas en el ultimo periodo,  muestra un VAN  de  232, 317 soles y un TIR de 348 % para un Capex de 12, 085 soles.
Como se puede observar, el campesino debe vender mínimo por 2.92 soles el Kg  de su producto  "X" y empezará a sonreir luego de vender su cosecha.
Saludos.
Wilson
Wait while more posts are being loaded