By - 162 Followers - 9 Posts - Public

Para quienes han pensado en la utilidad de un manual de instrucciones

Stream

Patricia M. López

Shared publicly  - 
 
Si quieres que tu hijo te haga más caso cuando le dices las cosas, no te pierdas estas 5 técnicas de disciplina positiva para no tener que insistirle.
1
Add a comment...

Patricia M. López

Shared publicly  - 
 
libros, cuentos y novelas para niños y jóvenes para trabajar la pérdida y la muerte - en casa siendo una familia a través de la adopción -
1
Add a comment...

Patricia M. López

Shared publicly  - 
 
HABLAR A LOS NIÑOS SOBRE LA MUERTE

Carlos había oído a su abuelito contar aquella historia muchas veces:
"-El alma de cada uno de nosotros es un bicho inquieto. Siempre está buscando estar alegre y ser más feliz. ¿Lo notas? esas ganas de sonreír, de pasarlo bien y ser feliz, son la señal de que tu alma siempre está buscando. Pero claro, como las almas no tienen patas, necesitan que les lleven de un sitio a otro para poder buscar, y por eso viven dentro de un cuerpecito como el tuyo y como el mío.
- ¿Y nunca se escapan?- preguntaba siempre Carlos.
- ¡Claro que sí!- decía el abuelo- Las almas llevan muy poquito tiempo dentro del cuerpo, cuando se dan cuenta de que el sitio en el que mejor se está es el Cielo. Así que desde que somos muy pequeñitos, nuestras almas sólo están pensando en ir al cielo y buscando la forma de llegar allí.
- ¿Y cómo van al cielo? ¿volando?
- ¡Pues claro! - decía alegre el abuelito.- Por eso tienen que cambiar de transporte, y en cuanto ven una estrella que va al cielo, pegan un gran salto y dejan el cuerpo tirado.
- ¿Tirado? ¿Y ya no se mueve más?
- Ni un poquito. Aquí decimos que se ha muerto y nos da pena, porque son nuestras almas las que dan vida a los cuerpos y hacen que queramos a las personas. Pero ya te digo que son bichos muy inquietos, y por eso en cuanto encuentran su estrella se van sin preocuparse. Muchas almas tardan mucho tiempo en encontrarla, ¡fíjate yo qué viejecito soy! Mi alma lleva buscando su estrella muchísimos años, y aún no he tenido suerte. Pero algunas almas, las que hacen los niños más buenos o los mejores papás, también saben buscar mejor, y por eso encuentran su estrella mucho antes y nos dejan.
- ¿Y yo tengo alma? ¿Está buscando su estrella?
- Sí Carlitos. Tú eres tu alma. Y el día que encuentres tu estrella, te olvidarás de nosotros y te irás al cielo, a pasártelo genial con las almas de todos los que ya están allí.
Y entonces Carlitos dejaba tranquilo al abuelo y se iba alegre a buscar una estrellita cerca del río, porque en toda la pradera no había mejor sitio para esconderse."
Por eso el día que el abuelo les dejó, Carlos lloró sólo un poquito. Le daba pena no volver a ver a su abuelito ni escuchar sus historias, pero se alegraba de que por fin el alma del abuelo hubiera tenido suerte, y hubiera encontrado su estrella después de tanto tiempo. Y sonreía al pensar que la encontró mientras paseaba junto al río, donde tantas y tantas veces había buscado él la suya...
                                                Buscando Estrellas, de Pedro Pablo Sacristán

Luego de leer u oír las noticias funestas de la realidad diaria en nuestra sociedad, mi pensamiento y atención se posan en la pérdida y el duelo que en los hogares y las familias que la componen se puede vivir, pues a pesar de afrontarlo cotidianamente, es un tema que se niega, que se esconde, del cual no se habla o se hace poco.

Enfermedades, accidentes y otros eventos violentos de forma repentina o crónica arrebatan vidas, y con ellas las familias van perdiendo a alguien importante, dejándoles en un maremoto de confusión emocional y operativa.

Cuando muere un ser querido inicia una etapa dolorosa y triste en la que no solo hay que aprender a vivir y gestionar las emociones, sino también la ausencia del familiar y los cambios en las rutinas que eso puede conllevar, incluso tener que mudarse y vivir con una familia diferente.

En el ejercicio clínico ha ido apareciendo este motivo de consulta cada vez con mayor frecuencia: cómo explicarle a los niños la muerte de un familiar, que a veces se trata de uno o ambos padres.

La muerte es un tema que inquieta, angustia y también aflige, por eso probablemente cuando hay que hablarle de ello a un niño, resulte muy complicado explicar y también mostrar el dolor, terminando por evadir cualquier comportamiento o momento que lo ponga en evidencia, con lo cual la curiosidad infantil, y también su dolor si es un sobreviviente, quedan aparentemente suspendidos, sin embargo, los niños intuyen cosas e inventan sus propias historias de acuerdo a su edad, las experiencias, los temores y los conocimientos que han obtenido hasta el momento.

La Fundación Mario Losantos del Campo (FMLC)  ofrece en su web un link para descargar gratis una excelente guía para hablar sobre la muerte a los niños y adolescentes: "Explícame qué ha pasado" en http://www.fundacionmlc.org/actualidad/noticias/descarga-aqui-guia-duelo/

Comparto también algunos títulos y vínculos para el mismo propósito, gran parte de ellos suelen estar escritos para niños de al menos 5 años de edad, aunque también encontrarán opciones para los más chiquitos. Recuerden que el acompañamiento y las orientaciones del adulto serán necesarios durante su lectura, los niños siempre tendrán alguna pregunta u observación.

"El Pato y la muerte", de Wolf Erlbruch, trata el tema de la muerte como parte de la vida, como una compañera de viaje.

"Nana vieja", de Margaret Wild y Ron Brooks- Trata sobre la vejez, la enfermedad y la muerte de la abuelita de Chanchita. Esta historia habla de la vida y de los momentos que compartimos con los demás, ayudando al niño a disfrutar de los momentos del día a día y a ser capaz, aunque duela, de despedirse.

"No es fácil, pequeña ardilla!" De Elisa Ramón y Rosa Osuna. Es un cuento ilustrado que además de tratar la pérdida de un padre y los estados emocionales que se involucran en el duelo, considera la importancia de los amigos como apoyo en este proceso.

"Más allá del gran río", de Armin Beuscher y Cornelia Haas. A partir de una bella y sensible historia de animalitos, la muerte se vive con calma y con el respeto a la tristeza que causa, pero con una pizca de ánimo, valor, solidaridad, amistad y amor profundo. Un libro para acompañar al niño en su duelo y/o para explicarle los sucesos naturales de la vida.

"No tendremos un nuevo bebé", de Marilyn Gryte y Kristi McClendon, cuento para explicar y hablar a un niño de la pérdida de un hermanito o hermanita que murió antes de nacer.


En estos enlaces encontrarán otros títulos de cuentos y libros infantiles útiles para explicar el concepto de muerte y afrontar la pérdida: http://adoptivanet.info/encasa/adopteca-juvenil-perdida.php, https://es.pinterest.com/maialengo/cuentos-sobre-la-muerte-las-p%C3%A9rdidas-y-el-duelo/, http://elasombrario.com/cuentos-que-nos-ayudan-hablar-de-la-muerte-los-ninos/.  

Algunos también pueden encontrarse en audiolibros o videos, como Buscando Estrellas, (http://cuentosparadormir.com/infantiles/cuento/buscando-estrellas) o La Estrella de Lisa, sobre una niña que lucha contra el cáncer y cómo lo viven sus compañeritos de clases (https://www.youtube.com/watch?v=cFwOqoWcjrQ). Pueden incluso descargarse desde aplicaciones para celulares como App Store® y Google Play®.

Familiarizarse con la pérdida es parte de la vida.
Lic. Patricia López
 ·  Translate
1
Add a comment...

Patricia M. López

Shared publicly  - 
 
Pautas de Crianza y Desarrollo Socioafectivo en la Infancia

Este artículo presenta una revisión y hace unas reflexiones
sobre la relación entre las pautas y los estilos
de crianza y el desarrollo socioafectivo durante
la infancia, a partir de los aportes de investigaciones
realizadas sobre el tema, asumiendo que la salud
mental de los padres, las pautas de crianza y el desarrollo
socioafectivo de los niños y niñas están muy
relacionados, y que cambian según la multidimensionalidad
de variables evolutivas y contextuales. Finalmente,
se considera la importancia de la familia
para facilitar el desarrollo de conductas prosociales
y la autorregulación emocional y para la prevención
de problemas de salud mental en la infancia como
depresión, agresividad, baja autoestima y ansiedad,
entre otras.

http://www.usta.edu.co/otraspaginas/diversitas/doc_pdf/diversitas_10/vol.6no.1/articulo_8.pdf

 ·  Translate
1
Add a comment...

Patricia M. López

Shared publicly  - 
 
¿SUPER PADRES?
La llegada de un nuevo miembro de la familia, especialmente cuando es el primero en uno o más aspectos, resulta muy significativo, por lo que los padres queremos ser los más perfectos posibles, evitar los errores que consideramos han cometido en nuestra propia crianza y poner en práctica nuestras convicciones, adquiridas de la familia propia o del entorno.
Lo primero que se dispara es la idea y la intención de hacerlo todo y de hacerlo bien, cual super héroe.
Hemos venido pensando y planificando durante meses este primer encuentro con el bebé, hemos organizado su cuarto, su ropa, sus accesorios; anticipamos la felicidad de tenerlo en los brazos y el temor de no hacerlo bien. 
Y allí está con nosotros, y nosotros embelesados con él o ella hasta que llora por primera vez… y llega la primera crisis! Será hambre? Estará sucio? Le dolerá algo? Y cómo me entero si aún no habla? 
Hemos tenido una preparación amplia en cuanto a "tener" los elementos necesarios para brindarle comodidad a nuestro bebé, pero poca para "ser" padres.
La dinámica familiar y en la pareja no será la misma, la rutina tampoco, al menos temporalmente. Es preciso llevar a cabo acciones para lograr el equilibrio en un momento de estrés parental.
Para ello es preciso reorganizar las prioridades y contar con apoyo extra.
Un bebé requerirá ser alimentado al menos cada 3 horas, y luego dormirá por otras 3. Hay que aprovechar ese período para descansar, leer un libro, oír música, dar forma a una idea, u organizar lo que podremos hacer en las siguientes horas de sueño del bebé. Que los proyectos sean realistas… menos es más.
La limpieza y organización de la casa pasa a un segundo lugar, y a veces es dejada en manos de terceros. No debemos sentirnos culpables por esto, es esperado que las energías estén puestas en el cuidado del bebé, en aprender a conocerlo y en la satisfacción de las necesidades básicas, por lo que serán útiles las manos de quienes quieran y puedan colaborar con las tareas de mantenimiento del hogar (alguien que ocasionalmente cocine, lave o limpie, quien pueda ir a hacer las compras o pagar los servicios, cuidar algunas horas a los hermanitos, si los tiene, etc.).
El bebé pasa a ser el centro de atención por un tiempo prolongado, en principio porque no puede cuidarse por sí mismo, pero ello no es motivo para descuidarse a sí mismo o a la pareja, y a esto también hay que estar atentos.
Entre un sueño y otro es posible robar unos minutos para ver una película juntos, contarse las experiencias del día, los sentimientos vividos, los temores y las expectativas. La comunicación debe mantenerse para continuar construyendo la familia.
Somos Padres y Humanos.

Lic. Patricia López
 ·  Translate
2
Add a comment...

Patricia M. López

Shared publicly  - 
 
Para Padres, Madres y Cuidadores
 ·  Translate
1
Add a comment...

Patricia M. López

Shared publicly  - 
 
Para cuidar a un tercero, hay que saber cuidar primero a la pareja.
 ·  Translate
No solo se trata de tener al lado a alguien que nos haga compañía o con quien podamos pasar los ratos de ocio, una relación implica mucho más que eso y finalmente el deseo de toda pareja es estar juntos en una unión saludable que crezca y se fortalezca con el tiempo. Pensando en eso en unComo.com preparamos un artículo especial para ustedes con los 6 consejos para mantener una relación de pareja sana y feliz.
1
Add a comment...