Profile cover photo
Profile photo
Clean & Iron Service
13 followers -
Tranquilidad, facilidad y confianza desde 1987.
Tranquilidad, facilidad y confianza desde 1987.

13 followers
About
Clean & Iron Service's posts

Post has attachment
Anécdotas de Clean & Iron. Una eternidad de dos horas.

La señora, nos llamó precisamente para solicitar información sobre nuestros servicios, pero ella estaba más interesada o al menos así lo demostró, en saber todo el trabajo que podía hacer una de nuestras empleadas en una hora.

Por más que nos esforzamos, no le podíamos hacer entender que una hora de trabajo, era poco tiempo, sobre todo para un primer servicio, en el cual es muy fácil dejarse llevar en pedir muchas cosas.

A mas a mas por teléfono es muy difícil valorar, el trabajo a realizar según las explicaciones que nos daba la señora.

Después de 40 minutos de teléfono….la señora finalmente nos contrato un servicio puntual de dos horas para...según ella, probar el servicio.

Quedamos, que como ella empezaba muy temprano a trabajar, nos dejaría las llaves en la casa de su vecina y que a parte del servicio de plancha, que es lo que necesitaba más urgentemente, nos dejaría una nota en la puerta de la nevera con el resto de servicios que también necesitaba.

La nota en cuestión decía:
“Después de la plancha, lo que necesito con más urgencia es:
Limpiar los baños (a fondo)
Recoger la habitación de los niños
Limpiar la cocina (a fondo)
Regar las plantas de la terraza
Descolgar las cortinas del comedor.
A y si te queda un ratito y tienes la amabilidad, saca a pasear a Sofia, que tendrá ganas de hacer un pipi”

A la mañana siguiente del servicio, la señora nos llamó para quejarse, lógicamente de que nuestra operaria de limpieza no hizo el trabajo que se le pidió. Nosotros lógicamente, también hablamos con nuestra empleada y fue cuando ella nos enseñó la famosa “notita”. Nuestra empleada cuando nos comentaba aquella situación, añadió, que mientras estaba limpiando, sonó el teléfono varias veces y a la tercera lo cogió. Era la señora de la casa.

¿Y que quería? le pregunté yo, curioso.

¿Qué qué quería? replicó ella, pues me llamaba para recordarme que como vosotros le habíais dicho que era rápida trabajando y lógicamente según ella ya tendría la faena bastante adelantada, que por favor si también le podía tender la ropa de la máquina, que con las prisas de la mañana no se acordó de apuntarlo en la lista……...

¿Que nos pasa? Que cuando pagamos por un servicio estamos convencidos que las cosas se pueden hacer más rápido que cuando las hacemos nosotros mismos.

Clean & Iron Service - Un món de serveis, un munt d’anèctotes.
Depósito legal: AND. 706-2005
ISBN: 99920-1-590- X
Prohibida la reproducción total o parcial sin mencionar el origen de la obra.
Photo

Post has attachment
Es mucho más fácil hablar de gestión empresarial desde un modelo existente que sobre un modelo a aplicar y por suerte nuestras agencias ya aplican esta metodología desde hace muchos años.

En Clean & Iron, con la formación que impartimos y sobre todo con la continua comunicación con nuestras agencias, estamos divulgando e inculcando, sin prisas, sin estrés, pero sobre todo sin pausas, un sistema de gestión que aunando metodología y responsabilidad, conseguimos gestionar una empresa rentable y socialmente responsable. Esta gestión nos ha permitido perdurar en el tiempo, crecer, avanzar y tener muy claro nuestro objetivo.

Nuestra manera de gestionar es, lo que franceses o Belgas llaman “l’Entreprise Liberée”, empresas liberadas. Este metodología de gestión, tiene por ambición reconciliar trabajo y crecimiento personal para todos los miembros de la empresa, ofreciendo la libertad y responsabilidad de acción, con el fin de crear riqueza humana y económica.

Este movimiento aparecido en 2010 implica hoy a centenares de empresas, sociedades y administraciones públicas como Michelin, Kiabi, Chronoflex, Imatech, Biose, Euroactiv, Gore, Harley-Davidson, Favi o ministerios públicos de Bélgica y Francia.

Esta filosofía del trabajo que nosotros ya aplicamos naturalmente en nuestras agencias, se está consolidando como la gestión empresarial del futuro.

Para daros un ejemplo de lo que representa gestionar una “Empresa liberada”, os daré las 8 reglas principales para poder valorar si vuestra agencia y vuestra gestión, cumplen con estos requisitos.

Regla número 1 : aunar trabajo a conciliación particular (o familiar). Cuando estamos buscando personal para trabajar en nuestras agencias y durante la entrevista, les pedimos a nuestras futuras empleadas que horario estarían interesadas en realizar, les estamos dando una oportunidad muy importante en adaptar su horario laboral a sus necesidades.

Regla número 2 : visión clara de un líder carismático, serio, responsable, educado, conciliador, generoso, entendedor, comunicador, exemplar y humilde.

Regla número 3 : compartir y comunicar los valores de la empresa, explicar claramente las metas. Poder perdurar en el tiempo ofreciendo un trabajo digno, remunerado y basado en la legalidad absoluta, dentro de un ambiente de respeto mutuo y en un buen ambiente laboral. Estar a la escucha de las necesidades de nuestros clientes y de nuestros colaboradores.

Regla número 4 : simplificar la gestión y la comunicación de la empresa al màximo. Explicar los procesos y buscar la mejora constante.

Regla número 5 : fomentar al màximo la autonomía personal de todos los miembros de la empresa. Todos debemos ser autogestores de nuestro comportamiento y de nuestro trabajo. Ser organizados, ser controladores de nuestra calidad, ser comunicadores de nuestra empresa y servicios.

Regla número 6 : Adaptar el principio de responsabilidad universal. Todos somos responsables de la salut de nuestra empresa. Todos y cada uno de los miembros de nuestra empresa, somos parte integrales del sistema, intentando que no falte ni sobre nadie. En la navegación de un barco, son partes fundamentales e igual de importantes, los pasajeros, la sala de máquinas, el responsable de navegación o el capitán del barco.

Regla número 7 : Tener la capacidad de visión de invertir y divulgar las partes importantes de la estructura empresarial.
1-Director (Propietario) / 2-Responsable (Gerente) / 3-Colaboradores / 4-Clientes
1-Clientes / 2-Colaboradores / 3-Responsable(Gerente) / 4-Director(propietario)

Regla número 8 : Ser una empresa ecológicamente responsable. Buscar, aplicar y mejorar sistemas de trabajo que integren de manera permanente una gestión empresarial, con la menor huella ecológica posible.

La aplicación de este concepto no deja de ser la aplicación de los protocolos de Clean & Iron Service. Está demostrado que las empresas que aplican esta metodología son las más reconocidas por sus clientes y por sus colaboradores, consiguiendo un alto grado de reconocimiento social.

Un saludo, a todos.

Albert Daina Marsinyach
Clean & Iron Expansión 
Photo

Post has attachment
Anécdotas de Clean & Iron - No sabes nunca como puedes ayudar a la gente.

Celia entró en la agencia muy nerviosa.

- Tengo que hablar con vosotros urgentemente, nos dijo.

- Qué te pasa, Celia que te veo tan nerviosa, dije yo!

- Pues nada, que todavía no se como he podido ser tan tonta!.

Recordáis, los señores Miralles: el trabaja de farmacéutico y ella es contable, ¿Que tiene aquel piso tan grande en el Eixample? Pues bien, ya hace casi seis meses que me enviasteis a su casa, voy cuatro veces a la semana. Todo iba estupendamente hasta que un día, un comentario de la señora, me hizo pensar.

“Celia”, me dijo ella, Si alguna vez oyes ruidos en nuestra habitación, no hagas caso y empieza a limpiar por otro lugar de la casa. Claro, te dicen esto, y tu que haces…..Pues prestar más atención que nunca en esos “ruiditos” ¿No? Yo cada día cuando llegaba, me ponía el uniforme en la salita que me habían enseñado desde el primer día y empezaba a trabajar.

Normalmente siempre por la cocina, pero esto dependía si tenia ropa por planchar o no.

Si que a veces oía algún ruido que otro (sobre todo desde el aviso de la señora), pero la verdad, como solo llegar me ponía la radio, pues no hacía caso. Pasados unos días, y ya un poco preocupada por el comentario, me fije que los ruidos empezaban justo después de ponerme el uniforme en la salita.

Yo, un poco “mosqueada”, pensé que aquello no era normal! Y llame a la habitación contigua que es de donde solían salir los “ruiditos”. Solo llamar, los ruidos pararon en seco, yo continué con mi trabajo, pero pasado medio minuto, la señora me vino a buscar en la cocina, vestida….como un pavo real…...bueno como la estrella de un cabaret, plumas, tanga y con los pechos al aire. Ella estaba muy nerviosa. Yo muy sorprendida, le dije:

-Señora tampoco quería molestarla pero….Nada Cecila no te preocupes, me cortó ella. Sabes que pasa, continuo, que cada año hacemos un desfile con las amiga por Carnaval y estaba ensayando unos pases de baile.

A mi, a bote pronto aquella escusa me pareció, muy mala, pero pasados unos minutos pensé: Igual si, que la señora ensaya, para estar a la altura de sus compañeras que igual van un poco más adelantadas que ella.

Bueno, el caso es que me lo creí y le pedí disculpas por haber llamado a la puerta sin razón alguna.
Pasaron unos días y parecía que los ruidos ya no se escuchaban, al menos con tanta intensidad y al final ya no preste atención, hasta este martes pasado.

Llegué como siempre a las diez de la mañana, abrí con mis llaves y me cambié en la salita de siempre. La salita tenía una pequeña ventana horizontal alargada, en una de sus paredes y vi por casualidad cuando colgaba mi vestido, como una sombra fugaz. Aquello me hizo sospechar, al salir llame otra vez a la habitación contigua que era de donde salían los famosos “ruiditos”.

Al cabo de 10 segundos se abrió la puerta y salió la señora. Esta vez iba vestida con un traje de hombre con corbata y si no hubiera estado tan cerca de ella, la podía haber confundido perfectamente con un hombre.

A ver, ¿Qué está pasando aquí? dije yo.
Mira, Celia, no grites mujer, que te lo voy a explicar, porque yo también estoy un poco harta chica!. Mira te voy a ser sincera: resulta que mi marido tiene un problema disfuncional…

¿Disfuncional? Pregunté yo.

Si mujer, que tiene problemas….para mantener relaciones.
¿Relaciones? Qué relaciones, le repetí yo.

Mujer, que no puede tener relaciones sexuales con facilidad….
¿Pero?, ¿Pero?

Qué si mujer, que nos tenemos que montar una pequeña historia si queremos tener relaciones. Mira te lo diré claro: cuando tu llegaste a esta casa, fue “como agua de mayo”, mi marido estaba super contento, “funcionaba” a todas horas. ¿Yo le pregunte que estaba pasando? Y el, que siempre ha sido muy sincero, me comentó que desde que tu llegaste a nuestra casa a hacer la limpieza, el estaba mucho más animado….ya me entiendes. Las primeras semanas te espiaba un poco mientras te cambiabas y después hacíamos el amor apasionadamente, y ahora poco a poco hemos ido añadiendo otras actividades. El, té continua espiando un poquito y luego se disfraza de criada y yo voy cambiando los personajes: de señor de la casa, de “vedette”, de cocinera...y así, gracias a ti, nuestra vida conyugal ha vuelto a ser plena y satisfactoria.

Yo me la mire y pensé, ¿Le pego o qué?, pero gracias a la educación que le han dado a una, no paso nada y no le dije tampoco lo que se merecía. Recogí mis cosas y cuando abrí la puerta de la casa la mire fijamente de arriba a abajo y en el fondo, ¿Queréis que os diga la verdad? Me dio un poco de pena.

Y es que no sabes nunca cómo puedes ayudar a la gente.

Clean & Iron Service - Un món de serveis, un munt d’anèctotes.

Depósito legal: AND. 706-2005

ISBN: 99920-1-590- X

Prohibida la reproducción total o parcial sin mencionar el origen de la obra.

Imagen: Facebook años 50
Photo

Post has attachment
Photo

Post has attachment
Photo

Post has attachment
Photo

Post has attachment
Clean & Iron Service. Servicios de limpieza y plancha a domicilio de calidad.
Photo

Post has attachment
Recuerda que puedes hacer tu pre-reserva de servicios en nuestro sitio express www.sosclean.com 
Photo

Post has attachment
Anécdotas de Clean & Iron - Mi marido no me come.

La señora irradiaba glamour por doquier. De unos cincuenta años muy bien llevados, esbelta y muy bien vestida, lucía un precioso Longines en su muñeca izquierda.

Se sentó muy delicadamente en la mesa del despacho de nuestra agencia, para solicitar información de nuestros servicios. Según nos explicó, regentaba una galería de arte de prestigio en el barrio Gótico de Barcelona y sus hijos estudiaban en el extranjero.

Nos preguntó lo de siempre:Que si las chicas eran de confianza, que si estaban aseguradas, que si recibían formación, si llevaban uniforme, muchas cosas, pero curiosamente no nos hizo ninguna pregunta sobre si nuestra chicas limpiaban o planchaban bien.

Yo le insistía en que si la chica no fuera de su agradado en la manera de planchar la ropa, púes que buscaríamos a otra colaboradora que se le diera mejor, sin ningún tipo de problema. Pero ella solo insistió en preguntar si nuestras empleadas tenían paciencia y si tenían buena presencia…..

Pero, la pregunta que mas me sorprendió, fue cuando me pregunto que si nuestra chicas tenían, halitosis, o sea si les olía el aliento……..

En aquel momento ya no me corté en absoluto en preguntar que me explicara claramente en qué consistía el servicio que nos quería contratar.

Pues mire, contestó ella, le voy a explicar muy claro lo que necesito de ustedes, para que no tengamos malos entendidos….

Mi marido no trabaja, yo por razones de trabajo, estoy mucho tiempo fuera de casa y en muchísimas ocasiones como fuera. Paquita, nuestra criada de toda la vida, limpia la casa por la mañana y deja la comida hecha para mi marido antes de irse a las doce del mediodía, esto desde hace muchos años.
Claro, mi marido tiene que comer solo y cuando está solo, el muy puñetero no come nada.
Y aquí es donde le cuento lo que necesito de su empresa: Quiero a una chica que a la una en punto vaya a mi casa, le sirva la comida a mi marido y se siente en la mesa a hacerle compañía y controlarlo mientras come. Ah! y sobre todo! Que a la chica no le huela mal el aliento, que ya he tenido alguna empleada con este problema y entonces mi marido “Coje ascos” y ya tiene la excusa perfecta para comer lo que le dé la gana y a la hora que le antoje.


…………….No le hicimos el servicio.

Clean & Iron Service - Un món de serveis, un munt d’anèctotes.

Depósito legal: AND. 706-2005

ISBN: 99920-1-590- X

Prohibida la reproducción total o parcial sin mencionar el origen de la obra.

Imagen: Collage: Natural History Museum. Eugenia Loli


Photo

Post has attachment
Es que son muy correctos y amables.

Los dos entraron en la agencia . El de unos cuarenta años, con traje, bien arreglado, seguramente un ejecutivo de un banco o de unos despachos importantes.Ella, de unos 38 años, bien arreglada, vestía moderna y desenfadada.

Querían contratar una chica para el servicio doméstico tres veces a la semana. El mostró una cierta preocupación por el hecho de que nuestras colaboradoras estuvieran formadas y aseguradas. Y ella estaba preocupada por el aspecto físico de nuestras chicas, por el hecho de que tuvieran buena presencia,que fueran arregladas y porque el uniforme estuviera siempre impecable.

Sobre este último apunte, ella pregunto si para nuestros empleados les facilitamos ¿Uno o dos uniformes? Ya que ella daba mucha importancia al hecho de que el personal ofreciera siempre una imagen impecable en cuanto al vestuario y sobre también en la higiene personal. Según ella, esto era sumamente importante ya que recibían muy a menudo invitados en casa.

Finalmente después de muchas preguntas, contrataron su servicio.

La entrevista de rutina con nuestra empleada después de su primer servicio en casa de la clienta fue totalmente normal. La clienta la había esperado en casa para enseñarle donde tenía el material de limpieza y las tareas prioritarias que realizar aquella tarde. Al cabo de quince minutos, la había dejado sola en casa.

Las semanas fueron pasando y pasado un mes y viendo que todo se estaba desarrollando con total normalidad, desde la central hicimos la llamada de cortesía, para saber la opinión de la clienta sobre la calidad de los servicios y para preguntar qué le parecía la empleada que les habíamos asignado.

La clienta estaba muy satisfecha con nuestra colaboradora, remarcando su puntualidad, su amabilidad y buena predisposición para hacer las cosas, solo puntualizo un pequeño detalle en relación a la timidez de la chica. Según ella, la chica que les habíamos asignado era perfecta, pero muy tímida.

El día 31, cuando Marisol que así se llamaba nuestra empleada, vino a la agencia a traernos los albaranes de trabajo de aquel mes y a planificar el trabajo del siguiente, aprovechamos para preguntar como le estaba yendo en su nuevo servicio.

Sin dar mucha importancia al tema, Marisol nos comentó, que todo bien, pero que estos clientes eran un poco “raritos”, pero que ella no tenía ningún problema, ya que eran personas muy correctas y extremadamente amables.

A mediados del siguiente mes, Marisol vino a la agencia a recoger productos de limpieza y como es normal, le volvimos a preguntar ¿Que tal estaba funcionando el servicio?

Ella muy sorprendida, se puso roja y contesto un poco nerviosa:

¿Que ya lo sabéis?

Nosotros un poco preocupados, respondimos:
-No, no. ¿Qué te ha pasado alguna cosa con nosotros?

-No, no, con la agencia estoy encantada, contestó Marisol. Con la agencia estoy encantada, lo que pasa es que en la casa de los señores...bien...es que, son un poco extraños.

-¿Extraños? ¿Qué significa extraños?, repliqué yo

Pues que mientras limpio o plancho la ropa, tanto la señora como el señor se comportan como si yo no estuviera.

- ¿Pero qué quieres decir? ¿Que no hablan contigo mientras haces la limpieza de la casa? Pregunté yo.

- No, no es….que….no se visten.

- ¿No se visten? ¿Van en pijama por la casa? Continué asombrado.

-¿En pijama? Replicó ella enérgicamente. Ya me gustaría ya. Van en pelota picada por toda la casa. Y claro yo no estoy acostumbrada ni a ver a mi marido desnudo y me siento un poco violenta.

Marisol aprovechó para decirnos que no nos quería dejar colgados con el servicio, pero que enseguida que pudiéramos encontrar a una sustituta para su servicio, que ella prefería otra casa.

Tres día después de aquella conversación, Marisol nos llamó muy nerviosa a la agencia y nos comento que tenia que hablar con nosotros urgentemente y que venía enseguida. Estaba super nerviosa, le pedí que se calmara un poco y que me explicara qué había pasado.

Marisol ya más calmada, nos contó:

Mira, durante la primera semana: todo era “Si mujer, tu haz como si estuvieras en tu propia casa”. Si te molesta el uniforme, tu ni caso, te lo quitas y ya está. Que aquí somos de confianza. Aquí como en tu casa, si te quieres poner una “batita”, te la pones, sobre todo que estés cómoda.

Durante la segunda y tercera semana: Ellos en pelota picada por toda la casa, cocinando, regando las plantas, colgando cuadros, mirando la tele. Yo pobre de mí, intentaba mantener las buenas formas como podía, ya que a parte de ir completamente desnudos su trato conmigo era totalmente normal como si no pasara nada, absolutamente nada. De hecho llegué a pensar que solo yo, los veía desnudos, porque su actitud conmigo era totalmente normal y ellos no daban ninguna importancia al tema.

Pero vaya, el límite llegó cuando la señora me llamo un día a casa, un poco preocupada, para pedirme si podía ir el sábado por la tarde, ya que tenían una cena de compromiso en casa y necesitaba que les diera un golpe de mano para servir la cena.
Yo que no se decir que no, y como en el fondo eran tan formales y amables conmigo, no me supe negar.

Y el sábado por la tarde a la hora acordada allí me presente.
Cuando llegue la señora ya me estaba esperando. Me preguntó que si en lugar del uniforme de la empresa, me podía poner un delantal y uno cofia. Le comente que me daba un poco de reparo ponerme aquella cofia, pero que para hacerle un favor y delante del compromiso me la pondría.

Me fui a cambiar a la habitación de siempre y allí mismo la señora me pregunto si podía servir los platos del catering que ya estaban preparados en la cocina. Con mi nuevo uniforme fui a la cocina, mire lo que había, todos los platos estaban perfectamente dispuestos y ordenados por orden de salida, así que cogí los canapés y entre en el comedor.

El señor estaba sentado en un extremo de la mesa, delante suyo su esposa y alrededor de una gran mesa, los invitados, señoras y señores perfectamente dispuestos, muy bien arreglados y peinados, con unas magníficas joyas, pero completamente DESNUDOS!

A mi me empezaron a temblar las piernas y pensé: ¿Qué hago? ¿Término de servir los canapés y desaparezco? o….

Cuando en aquel momento uno de los invitados , dirigiéndose a la señora de la casa, dijo:
-Pero Piluca, ?No nos prometiste que el “servicio” SOLO llevaría un delantal y una cofia?

A lo que la señora muy rápidamente y con tono un poco dudoso replicó: ¿Marisol, no te molestaría si……?

Sin dejarla terminar la frase a la señora, lancé la bandeja de canapés sobre la mesa, recogí mis cosas rápidamente y salí corriendo de la casa.

Clean & Iron Service - Un món de serveis, un munt d’anèctotes.

Depósito legal: AND. 706-2005

ISBN: 99920-1-590- X

Prohibida la reproducción total o parcial sin mencionar el origen de la obra.

Imagen: Campaña publicitaria Prada 2012.
Photo
Wait while more posts are being loaded