Hoy no había dejado arte. Me gusta que las redes sociales sean lugar de llevarse alegrías o al menos ver belleza. Lo soluciono. Arte de Ben Oliver que me ha dado ganas de jugar al Star Wars de Joc, y es que Rogue One no me ha convencido del todo, como tampoco lo ha hecho ninguna nueva peli de la franquicia ni ninguna versión de las clásicas tras la de mis copias gastadas en VHS vistas una y otra vez de vuelta del cole. Quizás ahí esté la clave de ello.

Sin embargo, Rogue One me recuerda al tono letal, a veces ridículo, patoso y con cameos de las partidas con los amigotes. Solo con eso me vale.
Photo
Shared publicly