Profile cover photo
Profile photo
Erick Meneses
14 followers -
Río en canciones, vivo en historias y lloro en letras...
Río en canciones, vivo en historias y lloro en letras...

14 followers
About
Posts

Con un poder absoluto sobre la voluntad y la cordura de cualquier consciencia en lo que se sabe existente, ese nexo simbiótico es acreedor de un miedo justificado al que las palabras les es imposible describir.
Acercarse al nexo es exponerse al sufrimiento más profundo que el dolor físico y el mental, inclusive.
Su total control es aquello único que yace en lo ficticio o inverosímil, pues un poder tan grande no tiene cabida en la caterva de las posibilidades.
Larga vida a quién lo use con empatía; maldito el que lo perpetúe en la senda del egoísmo. Porque su fuerza es ingente y su poseedor, sin duda alguna, el regidor de todo lo efectivo.
Ni la eternidad, ni el infinito universal es tan vasto y misterioso como lo es esa clase primordial del amor, el que no se halla ni en un lugar en el espacio ni en el tiempo, ese que es invariable. 

Decidme, mujer, ¿quién adolece más?: ¿Aquél que pierde completamente sus memorias o aquél que se pierde enteramente en ellas?

Decidme entonces, mujer, ¿quién adolece más? ¿aquél que pierde completamente sus memorias o aquél que se pierde enteramente en ellas?

Post has attachment
¿Quién querría la inmortalidad?
Nadie, con el buen sentido de amor y sufrimiento, quisiera afrontar la idea de la eternidad...
Y el tiempo, para un perpetuo amante, significa penuria; y el tiempo, para un ser vacío y soberbio, se hace llamar oportunidad y poder. Pero el primero habrá de tener una satisfacción, libertad y emociones incomprensibles, por que la dicha no le pertenece, mas es compartida y percibida por el objeto de su adoración. Mientras, al soberbio, nada le será suficiente, pues el ego pervive y somete a las emociones, la codicia suprime al alma.
Existen las contradicciones, claro, y es el de la no correspondencia, otro motivo de desilusión: el que da todo por alguien o algo que no toma en cuenta ni a su presencia. En el otro caso, es la llegada de la muerte cuando se está en la cumbre del poderío. Este habrá de pasar su ambición a alguien más que comparta sus ideales y el ciclo puede continuar o estancarse aún con la loca idea de nunca perecer. El amador, el buen amador en cambio, aceptará que el amor no fue correspondido y, sin embargo existió, entonces la muerte no significará nada para él.
De una u otra manera, cada uno queda ciego ante la fuerza que les subyuga.
Aunque, reconozco una gran diferencia entre ambos, una diferencia que es crucial para la simbiosis de estas fuerzas y la vida: para el desafortunado codicioso, los recursos que le otorgan gobernabilidad acabarán al igual que el sentido de la supremacía a pesar de la vida interminable; quien ama y lo que es amado están condenados a morir en las manos del tiempo, sólo es eterno el afecto concebido y el cariño que ambos seres compartieron y eso, ni las sombras arcaicas, ni las manecillas del reloj son capaces de ahogar en el olvido.
Los ambiciosos buscan lo perpetuo, los amantes buscan el amor sencillamente, y si la muerte, allá en el infinito, tuvo noción de lo que es sentir afecto, os aseguro que no pasa ni un sólo segundo sin preguntarse cuándo vendrá el fin a por ella...
Photo

Post has attachment
¿Quién querría la inmortalidad?
Nadie, con el buen sentido de amor y sufrimiento, quisiera afrontar la idea de la eternidad...
Y el tiempo, para un perpetuo amante, significa penuria; y el tiempo, para un ser vacío y soberbio, se hace llamar oportunidad y poder. Pero el primero habrá de tener una satisfacción, libertad y emociones incomprensibles, por que la dicha no le pertenece, mas es compartida y percibida por el objeto de su adoración. Mientras, al soberbio, nada le será suficiente, pues el ego pervive y somete a las emociones, la codicia suprime al alma.
Existen las contradicciones, claro, y es el de la no correspondencia, otro motivo de desilusión: el que da todo por alguien o algo que no toma en cuenta ni a su presencia. En el otro caso, es la llegada de la muerte cuando se está en la cumbre del poderío. Este habrá de pasar su ambición a alguien más que comparta sus ideales y el ciclo puede continuar o estancarse aún con la loca idea de nunca perecer. El amador, el buen amador en cambio, aceptará que el amor no fue correspondido y, sin embargo existió, entonces la muerte no significará nada para él.
De una u otra manera, cada uno queda ciego ante la fuerza que les subyuga.
Aunque, reconozco una gran diferencia entre ambos, una diferencia que es crucial para la simbiosis de estas fuerzas y la vida: para el desafortunado codicioso, los recursos que le otorgan gobernabilidad acabarán al igual que el sentido de la supremacía a pesar de la vida interminable; quien ama y lo que es amado están condenados a morir en las manos del tiempo, sólo es eterno el afecto concebido y el cariño que ambos seres compartieron y eso, ni las sombras arcaicas, ni las manecillas del reloj son capaces de ahogar en el olvido.
Los ambiciosos buscan lo perpetuo, los amantes buscan el amor sencillamente, y si la muerte, allá en el infinito, tuvo noción de lo que es sentir afecto, os aseguro que no pasa ni un sólo segundo sin preguntarse cuándo vendrá el fin a por ella...
Photo

Post has attachment
Montdrick.
"Las personas creen que por su grandeza tendrán el amor y el control de todo,  me dan lástima,  me da tanta tristeza saber que existen muchas como ellas y tantas veces logran su cometido... Sin pensarlo invocaría a la muerte y a sus legiones para que las borrase de este mundo,  el miedo de toparme con una de ellas siempre me agobia y no puedo evitar tener estos pensamientos. Me lastima pensar en que el daño siempre terminará dirigido hacia aquellos que amo. 
¡Sus malditos sentimientos lascivos les dominan y su sed de poder no conoce límites! Me aferro a querer borrarlas por siempre de la memoria de la historia,  por siempre,  ¡por siempre! 

Transitando por la avenida, me topé con una escoria similar, su nombre era Minh Luthi 'Montdrick", él era mujeriego desde que llegó a estos rumbos, no para ni un día de alardear en las cantinas de que provenía de las grandes familias de Lityr, una tierra donde las leyendas sobre la muerte abundan y se esparcen más rápido que la arena en el viento... Decíase ser descendiente de uno de sus reyes, un despreciado tirano al que se le atribuyó la mayor leyenda de ese lugar, su historia la repite tantas veces que la recuerdo al pie de la letra,  de principio a fin... 

Padre y esposo de una familia traicionada, señor de miles de matanzas para saciar su sed de ambición y poder hasta... Que queda "enamorado" de una bella mujer del poblado. Un rey que consigue lo que desea y no conoce límite alguno para realizar sus propósitos.
Dueño de tus días y tus tierras,  un pueblo pobre y en decadencia que paga tributos a la mafia del rey yace aquí, ¿quién es ese hombre maldito? 
Conocido por enemigos y aldeanos como el barón Montdrick."


Montdrick.

A las orillas de una colina y cerca de un bosque, recóndito lugar...

http://phoenixstoryum.blogspot.mx

Post has attachment
Montdrick.

"Las personas creen que por su grandeza tendrán el amor y el control de todo,  me dan lástima,  me da tanta tristeza saber que existen muchas como ellas y tantas veces logran su cometido... Sin pensarlo invocaría a la muerte y a sus legiones para que las borrase de este mundo,  el miedo de toparme con una de ellas siempre me agobia y no puedo evitar tener estos pensamientos. Me lastima pensar en que el daño siempre terminará dirigido hacia aquellos que amo. 
¡Sus malditos sentimientos lascivos les dominan y su sed de poder no conoce límites! Me aferro a querer borrarlas por siempre de la memoria de la historia,  por siempre,  ¡por siempre! 

Transitando por la avenida, me topé con una escoria similar, su nombre era Minh Luthi 'Montdrick", él era mujeriego desde que llegó a estos rumbos, no para ni un día de alardear en las cantinas de que provenía de las grandes familias de Lityr, una tierra donde las leyendas sobre la muerte abundan y se esparcen más rápido que la arena en el viento... Decíase ser descendiente de uno de sus reyes, un despreciado tirano al que se le atribuyó la mayor leyenda de ese lugar, su historia la repite tantas veces que la recuerdo al pie de la letra,  de principio a fin... 

Padre y esposo de una familia traicionada, señor de miles de matanzas para saciar su sed de ambición y poder hasta... Que queda "enamorado" de una bella mujer del poblado. Un rey que consigue lo que desea y no conoce límite alguno para realizar sus propósitos.
Dueño de tus días y tus tierras,  un pueblo pobre y en decadencia que paga tributos a la mafia del rey yace aquí, ¿quién es ese hombre maldito? 
Conocido por enemigos y aldeanos como el barón Montdrick."


Montdrick.

A las orillas de una colina y cerca de un bosque, recóndito lugar...
http://phoenixstoryum.blogspot.mx

Post has attachment
Más allá...

II.
Pasé la noche en esa casa ante el acecho de la noche que había me alcanzado, no terminando de abrir los ojos escuché del exterior un ligero maullido y un estrepitoso sonido, el caballete en el suelo había quedado. Tomé la carta en mano y presuroso por continuar para matar esa terrible sed de curiosidad, continué al escrito devorando...

"Más allá...

Me sometí al odio y al miedo me entregué,
Para la ira y la discordia fui todo su templo
Y les alimenté dándoles todo: sueño por sueño,
Y lo sabía más que nadie, esa noche erré...

Ahora he marchado, pero aquí no has de venir,
Búscame entonces y sabes que yo regresaré,
No me trates de encontrar, y aún así os esperaré
Aún sabes luchar, tienes tanto por lo que vivir.

Más allá de la muerte que en mí he sembrado
Encontraréis un poco de amor que he guardado,
Créalo o no, es para vos, para mi gran y final amor;
Un amor que poco a poco me ha desquiciado...

http://phoenixstoryum.blogspot.mx/2016/01/mas-alla_31.html

Post has attachment
Más allá...

II.
Pasé la noche en esa casa ante el acecho de la noche que había me alcanzado, no terminando de abrir los ojos escuché del exterior un ligero maullido y un estrepitoso sonido, el caballete en el suelo había quedado. Tomé la carta en mano y presuroso por continuar para matar esa terrible sed de curiosidad, continué al escrito devorando...

"Más allá...

Me sometí al odio y al miedo me entregué,
Para la ira y la discordia fui todo su templo
Y les alimenté dándoles todo: sueño por sueño,
Y lo sabía más que nadie, esa noche erré...

Ahora he marchado, pero aquí no has de venir,
Búscame entonces y sabes que yo regresaré,
No me trates de encontrar, y aún así os esperaré
Aún sabes luchar, tienes tanto por lo que vivir.

Más allá de la muerte que en mí he sembrado
Encontraréis un poco de amor que he guardado,
Créalo o no, es para vos, para mi gran y final amor;
Un amor que poco a poco me ha desquiciado...

El diseño del miedo llega tan claro a la mente, al pecho y al alma; se agudiza y crece, corrompe los sentidos, debilita a los pensamientos y se marcha a paso elegante, dejándote muerto en vida y te abandona a tu suerte...
Él miedo grita tu nombre, pero nunca ¡Nunca! Podrás gritar el suyo...
Te arrebata la voz;
¡Oh! Ese fúnebre temblor corpóreo que se siente, que os indica que él ha llegado;
Que se aloja en la garganta;
Sabes que el miedo ha venido enteramente por tí cuando resbala una lágrima seca.
Se apodera de todo, te entregas a este por completo,
Dejas ser para él todo su templo, para que te arrodilles...
Y lo adores;
Él miedo es un círculo, está para servirte y él te adorará.
Es el hijo perdido de los sueños rotos y el futuro incierto.
Él miedo es todo, y te ama... Eres todo para él: su carne, su cubierta, su adoración, su voz...
Su alimento.
Wait while more posts are being loaded