Profile cover photo
Profile photo
Maria Gonzalez
55 followers
55 followers
About
Posts

Post has attachment
Hermosisima meditación.

LA MUERTE DE LA CARNE

“Con Cristo estoy juntamente crucificado, y ya no vivo yo” (Gal. 2:20).

            Hoy es el día de mi entierro. He creído que Cristo murió por mí, pero nunca he tenido la experiencia de morir con él. He vivido la vida cristiana de fracaso en fracaso, pues, no se puede vivir la vida cristiana en la carne de otra manera. Es imposible. Sin la experiencia de morir con Cristo, no se puede resucitar con él para vivir su vida de victoria sobre el pecado; el pecado sigue reinando. Confieso que vivo según mi vieja naturaleza en la carne, el viejo hombre, mi personalidad carnal, mi carácter humano, mis esfuerzos religiosos, y mis buenas intenciones. Voy de derrota en derrota. Mis relaciones no funcionan. No vivo en el amor y la paz de Dios, sino con grandes esfuerzos y determinaciones para superar lo que soy en la carne, intentando mejorar mi carne, cuando lo que debería hacer es crucificarla: “Los que son de Cristo han crucificado la carne” (Gal. 5:24). Si esta es tu experiencia y estás harto de la vieja vida carnal y quieres entrar en la vida de libertad en el Espíritu, crucifica tu carne. Humíllate delante de Dios, y ora algo así:

 Padre amado, vengo delante de ti como una fracasada espiritual. No puedo más. Me rindo. Estoy harto de mí misma. Mi carne es corrupta. Me traiciona. No quiero vivir más en la carne. Mi carne es mala: es falsa, hipócrita, engañadora e impotente para hacer el bien. Intento, pero no puedo. Tu Palabra dice que los que viven en la carne no pueden agradarte, y sé que cómo yo vivo no te agrada. Soy un fariseo: sé hacer el bien y no lo hago. Soy hipócrita: en la iglesia soy buena persona y en casa grito y insulto. He leído las Escrituras mil veces, pero no cumplo lo que sé de memoria. Soy embustera, un farsante religioso. Creo lo que la Palabra dice, pero no lo hago. Llevo toda la vida en la iglesia, pero no soy transformada; no me parezco a mi Señor. Vengo delante de ti como aquel publicano: “Dios, se propicio de mí, pecador”.

Mi carne tiene que morir. Tu sentencia sobre mí es justa. Soy culpable. Mi carne debe morir. Muero con Cristo. Subo a la cruz con él. Pongo mis manos donde las suyas, mis pies donde los suyos, mi cuerpo encima del suyo para morir la muerte lenta de crucifixión. Muero a mis ideas, mis planes, mi confianza en mí misma, mi religiosidad carnal, mi autosuficiencia, mi prestigio en la iglesia evangélica, mis costumbres religiosas, mi idea de la vida cristiana; también a mi mala lengua, mi mal genio, mi temperamento, mi ira descontrolada. Muero a mi impotente espiritualidad. Muero a mi vocabulario sucio, mi desprecio y odio a los que debo amar, mi incapacidad de amar, a mi propia justicia forjada en años de vida de iglesia. No vale nada. Tú ves cómo soy. Lo encubría, pero ahora lo crucifico delante de la vista de todos: mi corrupta, putrefacta carne. La dejo en la cruz todo el resto de mi vida, para ir muriendo, y cada vez que baja de la cruz (porque sé que bajará), la vuelvo a subir, porque este es su sitio. Me considero muerto con Cristo.

Ahora Padre, pido que me llenes de tu Espíritu, de vida nueva en Cristo. Resucito con Él. Lléname de tu Espíritu. Lléname del poder para vencer el pecado. Lléname del amor de Cristo, de su humildad y paciencia, de su bondad y dominio propio, de toda la vida de él. Dame el poder para amar como Él amaba y servir como Él servía. Ayúdame a formar nuevos hábitos, a pasar tiempo en tu presencia cada día, a confesar mis pecados enseguida, a depender totalmente de ti, a orar sin cesar. Enséñame tu belleza y llévame a una relación de adoración contigo. Quiero conocerte en un plano nuevo, como el Dios vivo que aporta vida gloriosa, momento tras momento. En el nombre de Cristo, Amén. 
Margarita Burt
Photo
Add a comment...

Post has attachment
¿Demasiado alto para mí?

"Perfeccionando la santidad en el temor de Dios" 2 Corintios 7:1

"Así que, amados, puesto que tenemos tales promesas..." Yo pido el cumplimiento de las promesas de Dios para mi vida y hago bien. Pero este solamente es el punto de vista humano. La perspectiva de Dios es que a través de sus promesas yo reconozca el derecho que Él tiene sobre mí. Por ejemplo, ¿me doy cuenta de que mi cuerpo es el templo del Espíritu Santo, o tengo un hábito corporal que indudablemente no soportaría la luz de Dios? A través de la santificación el Hijo de Dios se forma en mí y luego yo debo empezar a transformar mi vida natural en una vida espiritual por medio de la obediencia. Dios nos educa incluso en los detalles más pequeños de la vida. Cuando Él te dé convicción de pecado, no consultes con carne y sangre, con el hombre, sino límpiate en seguida. Mantente limpio en tu caminar diario.
Es necesario que me purifique de toda contaminación de la carne y del espíritu hasta que ambos se encuentren en armonía con la naturaleza de Dios. ¿La intención de mi espíritu está en perfecto acuerdo con la vida del Hijo de Dios en mí, o soy un rebelde en mi intelecto? ¿Se está formando en mí la mente de Cristo? Él nunca hablaba de los derechos que tenía, sino que mantuvo una vigilancia interna mediante la cual sometió continuamente su espíritu al Padre. Yo también tengo la responsabilidad de conservar mi espíritu en armonía con su Espíritu. Y cuando lo hago, gradualmente Jesús me eleva al nivel en el que Él vivió: el perfecto sometimiento a la voluntad de su Padre, sin prestarle atención a nada más. ¿Estoy perfeccionando en el temor de Dios esta clase de santidad? ¿Dios está haciendo su voluntad en mí y cada vez más otras personas están empezando a verlo a Él en mi vida?
Debes tener seriedad en tu compromiso con Dios y dejar con gusto todo lo demás. Literalmente, coloca a Dios en el primer lugar.
Photo
Add a comment...

Post has attachment
Add a comment...

Post has attachment
Guía Para Tejer Bien
Guía Para Tejer Bien
guiaparatejerbien.com
Add a comment...

Post has attachment

Post has attachment
CONTRASTE ASOMBROSO

Al llegar las fiestas Navideñas supuestamentre creadas para recordar al Dios que se humano para salvarnos y que deben ser de regocijo al ver la grandeza del amor de un Dios ofendido que ocupa el puesto del ofensor para pagar su culpa, la gente se entristece.
Y en una circunstancia terrible ante la muerte de 40 creyentes salvos en el ultimo accidentre aereo sus familias se reunen y cantan "Yo me rindo a Cristo".
¿Que marca la diferencia?.
Me e quedado pensando y meditando en ello y regocijandome en la razón.
Cristo Jesús el que en Navidad olvidan en sus celebraciones y se entristecen sin saber el porque y lo achacan a la ausencia de los que les dejaron.
Y mi corazó canta a su gloria este canto sencillo escrito por un hombre que perdio a su amada ahogada el día antas de su boda.
Y que sufrio mas desventuras en su vida.
(La musica en el video)

OH, QUE AMIGO NOS ES CRISTO

¡Oh qué amigo nos es Cristo!
Él llevó nuestro dolor,
Él nos manda que llevemos
Todo a Dios en oración.

¿Está el hombre desprovisto
De paz, gozo y santo amor?
Esto es porque nos llevamos
Todo a Dios en oración.

¿Estás débil y cargado
De cuidados y temor?
A Jesús, refugio eterno,
Díle todo en oración.

¿Te desprecian tus amigos?
Cuéntaselo en oración;
En sus brazos de amor tierno
Paz tendrá tu corazón.

Jesucristo es nuestro amigo:
De esto prueba nos mostró,
Pues para llevar consigo
Al culpable, se humanó.

El castigo de su pueblo
En su muerte él sufrió;
Cristo es un amigo eterno;
¡Sólo en Él confío yo!

Oh, que amigo nos es Cristo: http://youtu.be/NwXJCbICYWw
Add a comment...

Post has attachment
Mas claro imposible.
Cada día más la ciencia da la razón a Dios y cada día es mas facil ver que la maldad del ser humano no es por ser ignorante, muy al contrario es malo por naturaleza y como Dios ya nos dice, es por necio que le niega pues sabe perfectamente que todo lo creado habla de Dios y su control.
Es necio y nunca podra decir que es ignorante o inculto.
Aun así Dios sigue esperando con paciencia y amor que se arrepuentan y se miren a El con fe.
Y la fe no es ciega.



Profesor John Lennox - Por qué creo en Dios: http://youtu.be/dxtjFVnH8BA
Add a comment...

Post has attachment
Mi Trabajo es Creer (LETRAS) Marcos Yaroide: http://youtu.be/hJDGlwFhRuA
Add a comment...

Post has attachment
MIL AÑOS ANTES DE TU SUFRIMIENTO MI AMADO SEÑOR FUE DADO A CONOCER EL SENTIR DE TU CORAZÓN EN LA TERRIBLE SOLEDAD QUE EN AQUELLA AMARGA HORA SUFRISTE POR AMOR A MI, UNA VIL PECADORA.
GRACIAS SEÑOR.
******
http://bible.com/149/psa.22.1-31.RVR1960 Dios mío, Dios mío, ¿por qué me has desamparado? ¿Por qué estás tan lejos de mi salvación, y de las palabras de mi clamor? Dios mío, clamo de día, y no respondes; Y de noche, y no hay para mí reposo. Pero tú eres santo, Tú que habitas entre las alabanzas de Israel. En ti esperaron nuestros padres; Esperaron, y tú los libraste. Clamaron a ti, y fueron librados; Confiaron en ti, y no fueron avergonzados. Mas yo soy gusano, y no hombre; Oprobio de los hombres, y despreciado del pueblo. Todos los que me ven me escarnecen; Estiran la boca, menean la cabeza, diciendo: Se encomendó a Jehová; líbrele él; Sálvele, puesto que en él se complacía. Pero tú eres el que me sacó del vientre; El que me hizo estar confiado desde que estaba a los pechos de mi madre. Sobre ti fui echado desde antes de nacer; Desde el vientre de mi madre, tú eres mi Dios. No te alejes de mí, porque la angustia está cerca; Porque no hay quien ayude. Me han rodeado muchos toros; Fuertes toros de Basán me han cercado. Abrieron sobre mí su boca Como león rapaz y rugiente. He sido derramado como aguas, Y todos mis huesos se descoyuntaron; Mi corazón fue como cera, Derritiéndose en medio de mis entrañas. Como un tiesto se secó mi vigor, Y mi lengua se pegó a mi paladar, Y me has puesto en el polvo de la muerte. Porque perros me han rodeado; Me ha cercado cuadrilla de malignos; Horadaron mis manos y mis pies. Contar puedo todos mis huesos; Entre tanto, ellos me miran y me observan. Repartieron entre sí mis vestidos, Y sobre mi ropa echaron suertes. Mas tú, Jehová, no te alejes; Fortaleza mía, apresúrate a socorrerme. Libra de la espada mi alma, Del poder del perro mi vida. Sálvame de la boca del león, Y líbrame de los cuernos de los búfalos. Anunciaré tu nombre a mis hermanos; En medio de la congregación te alabaré. Los que teméis a Jehová, alabadle; Glorificadle, descendencia toda de Jacob, Y temedle vosotros, descendencia toda de Israel. Porque no menospreció ni abominó la aflicción del afligido, Ni de él escondió su rostro; Sino que cuando clamó a él, le oyó. De ti será mi alabanza en la gran congregación; Mis votos pagaré delante de los que le temen. Comerán los humildes, y serán saciados; Alabarán a Jehová los que le buscan; Vivirá vuestro corazón para siempre. Se acordarán, y se volverán a Jehová todos los confines de la tierra, Y todas las familias de las naciones adorarán delante de ti. Porque de Jehová es el reino, Y él regirá las naciones. Comerán y adorarán todos los poderosos de la tierra; Se postrarán delante de él todos los que descienden al polvo, Aun el que no puede conservar la vida a su propia alma. La posteridad le servirá; Esto será contado de Jehová hasta la postrera generación. Vendrán, y anunciarán su justicia; A pueblo no nacido aún, anunciarán que él hizo esto.
Bible.com/app
Add a comment...

Post has attachment
http://bible.com/149/psa.27.1.RVR1960 Jehová es mi luz y mi salvación; ¿de quién temeré? Jehová es la fortaleza de mi vida; ¿de quién he de atemorizarme?
Bible.com/app
Add a comment...
Wait while more posts are being loaded