Miles de personas han protestado en Medio Oriente, África y Asia por una película estadounidense en la que se representa al profeta Mahoma
Shared publicly